no existen personas egoistas

No existen personas egoistas

No existen personas egoístas, sino comportamientos concretos egoístas.

Las personas no somos egoístas, ni somos altruistas, eso son sólo etiquetas que nos ponemos para contarnos nuestra historia personal.

Las personas somos mucho más que esa etiqueta u otra que nos pongamos (soy valiente, perezosa, rebelde, tranquila…), lo que hacemos cuando nos ponemos una etiqueta es limitarnos a vernos de esa manera y no de otra.

Cuando la etiqueta que nos ponemos nos ayuda a avanzar perfecto, cuando la etiqueta que nos ponemos nos impide desarrollarnos es cuando vienen los problemas.

¿Qué es un comportamiento egoísta?

Es sencillo y fácil de recordar: es cualquier comportamiento o acción encaminada a querer cambiar a otra persona.

Y aquí se incluyen los comportamientos dirigidos a ayudar a una persona para que cambie cuando ella no te lo ha pedido, en el caso de la educación de los niños son comportamientos dirigidos a cambiar alguna etiqueta que previamente se le ha puesto al niño.

Tipos de comportamientos egoístas:

  • Quejarte de algo que hace alguien
  • Criticar a otra persona porque no hace lo que tu consideras que debería hacer
  • Culpar a otra persona de algo que tú sientes
  • En definitiva cada vez que te pilles intentando cambiar a otro estas teniendo un comportamiento egoísta y ahora viene lo mejor que probablemente no te esperes…

¿Con mi comportamiento egoísta a quien estoy perjudicando?

¡Pues a ti misma! cada vez que te quejas, criticas o culpas a otro para que sea como tú crees que sería mejor te llenas de conflicto, angustia, tensión, confusión y todas las demás “lindezas”que hacen que vivas prisionera de ti misma, tratando de cambiar a otros y olvidándote de la única persona a la que si puedes cambiar, a ti misma.

Pensar en ti no es ser egoísta  

Verás…si tú no te atreves a vivir cuidándote y respetándote, no lo hará nadie por ti.

¿Te imaginas una vida pensando en otros y esperando que alguien piense en ti? ¡es una locura!

¿No sería mejor que cada uno fuera responsable de sí mismo y desde ahí compartirnos con otros?

Yo he elegido cuidar de mí y enseñar a quien quiera aprender a cuidarse, no todos quieren ¡y está bien!, cada uno elige que vida quiere vivir y yo no tengo ni idea de qué es lo mejor para cada uno en cada momento, lo que sí que sé es cual es lo mejor para mí y por eso es ahí donde actuó.

Cientos de mujeres a las que he ayudado con mis cursos o a nivel personal a vivir con mayor libertad interior, llegan con multitud de etiquetas que les oprimen y no les dejan respirar.

Esta es una de las etiquetas que más les bloquea:

“Si pienso en mi soy egoísta”

A partir de ahora recuerda esto para ti, para tu familia, tus hijos e incluso para las personas que no conoces:

Cuidarte no es egoísmo y para cuidarte necesitas pensar en ti. 

Además y esto es importante: cuando crees que estás pensando en otros…sorpresa!!! lo que realmente estás haciendo es pensar en otros desde tu percepción, es decir estás pensando en otros desde lo que tú crees acerca de ellos.

Es decir:

Cuando crees que estás pensando en otros lo que estás haciendo es pensar en ti pero con el foco puesto en lo que no depende de ti

Resultado: Escribe tu misma a donde te lleva esto….. ¡y atrévete a pensar en ti porque de todas formas lo estás haciendo!

Te ofrezco mi herramienta personal que utilizo para cambiar mis comportamientos egoístas (Querer cambiar a otra persona), es una de las más importantes en mi camino de empoderamiento personal para vivir con mayor libertad, paz, amor y alegría.

  1. Darme cuenta de mi comportamiento egoísta, suelo detectarlo cuando siento rabia, miedo o tristeza, lo que hay detrás de esas emociones es una no aceptación de la persona tal cual es.
  2. Después de darme cuenta elijo aceptar a la persona y poner el foco en lo que depende de mí en esa situación

Si quieres continuar aprendiendo, puedes ser parte de mi GRUPO DE FACEBOOK GRATUITO, donde estoy compartiendo los conocimientos que me han llevado a avanzar con paz y lograr mis sueños.

 

¿Alguna aportación? Déjame tus comentarios y dudas aquí abajo y te contestaré encantada; Si te ha parecido útil compártelo con los botones de abajo en las redes sociales. ¡Gracias por estar ahí!

4 comentarios
  1. Ruth
    Ruth Dice:

    Hola!
    Qué difícil Carmen!………..Siempre queremos cambiar lo que no nos gusta……….y claro………a veces no depende solo de nosotras………..pero nos empeñamos……ufffff!
    Saludos
    Ruth

    Responder
    • Carmen
      Carmen Dice:

      ¡Buenas Ruth!
      Así es…nos empeñamos en cambiar lo que no nos gusta de otro hasta que…¡DEJAMOS DE EMPEÑARNOS EN OTROS! y comenzamos a empeñarnos (insistir con tesón en algo) en nosotras mismas para vivir con más paz, alegría y amor.
      Es necesaria la misma fuerza e insistencia pero en dirección opuesta, es decir hacia nosotras mismas.
      ¡Gracias por tu aportación!

      Responder
  2. OLI
    OLI Dice:

    Poner el foco en lo que depende de mi es vivir con responsabilidad y si lo que depende de mi lo enfoco mirando con amor a los otros me siento en paz y esto es un gran regalo que me surge al leer tus palabras. Muchas gracias Carmen

    Responder
    • Carmen
      Carmen Dice:

      ¡Buenas Oli!
      Es un placer y un honor para mi ser puente de inspiración para maravillas como la que nos acabas de regalar, ¡qué precioso y valioso mensaje! Gracias Corazón

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.